PlanesConHijos.com

Planes con niños: qué hacer y dónde ir en familia

PlanesConHijos.com - Planes con niños: qué hacer y dónde ir en familia

Castillo de Cuéllar, con niños: cómo disfrutar de la visita

Castillo de Cuéllar

Castillo de Cuéllar

Hemos visitado uno de los castillos más bonitos y mejor conservados de España: el Castillo de Cuéllar, en la provincia de Segovia. Nos ha encantado por su belleza y por lo divertido de la visita, teatralizada, ideal si vais en familia (o si os gusta que os cuenten las historias sus mismísimos protagonistas). Tiene la particularidad de que, además de castillo visitable, hoy es la sede del instituto de enseñanza secundaria de Cuéllar, al que van chavales del pueblo y de los alrededores.

Se encuentra en lo alto de una pequeña colina, formando una ciudadela y cerrando la muralla de Cuéllar que en su origen protegía el enclave más antiguo de la villa de Cuéllar. Se extiende sobre una superficie de 1 km2 y su Torre del Homenaje (la de mayor altura del castillo) mide 20 m de altura. Tiene forma rectangular con torreones en las esquinas, tres de forma cilíndrica y uno (por el que se accede al castillo) de forma cuadrangular.

Castillo de Cuéllar

Entrada al Castillo de Cuéllar

Abajo tenéis un mapa con su ubicación, pero encontrar este castillo no tiene ninguna dificultad, porque se encuentra en la entrada norte de Cuéllar desde la carretera de acceso al pueblo. Está integrado con la muralla y tiene delante una gran explanada donde antes o después de la visita, los niños pueden jugar un rato (los nuestros lo hicieron, desde luego). Su historia es de lo más variopinta, os la resumimos para que entendáis el significado y la importancia de esta fortaleza segoviana.

Castillo, palacio, cárcel, instituto

No se sabe seguro en qué año se construyó el Castillo de Cuéllar, pero hay documentos que prueban que ya existía en el siglo XII (de hecho, una parte de su arquitectura es mudéjar). Visto por fuera, su estilo corresponde a los siglos XV y XVI (arte gótico y renacentista sobre todo), que fueron sus años gloriosos.

Castillo de Cuéllar

El Castillo de Cuéllar es hoy un instituto de secundaria.

Su historia más conocida se inicia en 1464, cuando el rey Enrique IV (hermano de Isabel la Católica) cede la villa de Cuéllar y su castillo a su valido Beltrán de la Cueva, duque de Alburquerque (de ahí que sea conocido como Castillo de los Duques de Alburquerque, aún hoy sus propietarios). Como elemento de defensa, tiene un gran foso seco (sí, muchos fosos de castillos nunca han tenido agua, a pesar de lo que todos tenemos en la cabeza por culpa de algunas películas poco documentadas) y cuenta en todas sus fachadas con ventanucos llamados saeteras para que los soldados defensores pudieran lanzar flechas a los atacantes sin poder ser alcanzados por las de los enemigos.

En el siglo XVI pasó a ser más residencia palaciega que fortaleza defensiva. Muchos personajes ilustres se alojaron aquí (la reina María de Molina o el escritor José de Espronceda, por ejemplo). Durante la Guerra de Independencia, a principios del siglo XIX, aquí estuvieron acuartelados el general Hugo (padre del escritor Víctor Hugo) o el duque de Wellington.

Castillo de Cuéllar

Pasillo del Castillo de Cuéllar

A finales de ese siglo, el edificio se encontrada casi abandonado y fue víctima de pillaje. En 1938, el bando nacional en la Guerra Civil española lo convirtió en cárcel para presos políticos y hospital para tuberculosos, funciones que tuvo hasta 1966. En 1972 empezó a ser sede de un centro de Formación Profesional y luego centro de secundaria para Cuéllar y su comarca.

No os perdáis el maravilloso patio de armas, con su galería superior con arcos renacentistas, la escalinata y el suelo empedrado. Es el mejor lugar del castillo para haceros fotos y tener un recuerdo de vuestro viaje a Cuéllar.

Fotos del Castillo de Cuéllar

En la visita guiada se hace hincapié en su etapa dorada, desde el medievo hasta el Renacimiento, y son personajes de esas épocas los que protagonizan también las divertidas visitas teatralizadas. Os las recomendamos, pero no sólo esas: hay muchas otras cosas que ver en Cuéllar, da perfectamente para un fin de semana. Además, después, si os sobra tiempo, os podéis acercar al castillo de Turégano o visitar la ciudad de Segovia con vuestros niños.

Horarios y tarifas para visitar el Castillo de Cuéllar

El horario de visita del castillo coincide con la apertura de la Oficina de Turismo de Cuéllar, que está junto a su puerta de acceso (es allí donde se compran las entradas).

  • Del 1 de julio al 30 de septiembre: se abre todos los días
    • Mañanas de 10:00 a 14:00 h.
    • Tardes de 16:00 a 20:00 h.
  • Del 01 de octubre al 30 de junio: se cierra los lunes por la tarde
    • Mañanas de 10:30 a 14:00 h.
    • Tardes de 16:30 a 19:30 h.

Sólo se puede visitar con guía. Estos son los precios:

  • Visita guiada normal: adultos: 3,00 € / niños: 2,00 €
  • Visita guiada teatralizada: adultos: 7,20 € / niños: 3,70 €
Sala de Damas del Castillo de Cuéllar. Foto de la Oficina de Turismo de Cuéllar.

Sala de Damas del Castillo de Cuéllar. Foto de la Oficina de Turismo de Cuéllar.

Las visitas teatralizadas se realizan previa reserva los fines de semana y festivos nacionales de febrero a diciembre. Para reservar, puedes ir el mismo día de tu llegada a la oficina de turismo, pero es mejor que lo hagas con antelación en el teléfono 921 142 203 o en el email turismo@aytocuellar.es. Así iréis sobre seguro.

Vídeo: visitas teatralizadas en el Castillo de Cuéllar

Las visitas teatralizadas se empezaron a hacer en 1997 y se mantienen hasta hoy con algunas variaciones de temporada en temporada. Son perfectas para ir con niños, porque la visita se hace más amena y retienes mejor todo lo que cuentan. Hay multitud de personajes de todos los estamentos sociales del siglo XV y XVI: reyes, obispos, nobles, criadas… Domina el buen humor y te ríes mucho. En este vídeo podéis ver un ejemplo.

Dónde está el Castillo de Cuéllar

Cuéllar está a 61 km de la ciudad de Segovia. Llegar a su castillo no tiene pérdida, pues, en cuanto entras en la población (por Cuéllar Norte, desde la C-112), está bien indicado. Sí, es su monumento más valioso y conocido, pero no el único, ya que en esta villa encontraréis las mejores muestras de arte mudéjar de toda Segovia e incluso de Castilla y León. En este mapa podéis ubicarlo perfectamente.

Categoría: Museos, Segovia
Etiquetas:

Tu dirección de correo no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para proporcionarte una mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para mayor información.

ACEPTAR