PlanesConHijos.com

Planes con niños: qué hacer y dónde ir en familia

PlanesConHijos.com - Planes con niños: qué hacer y dónde ir en familia

Visita a Segóbriga: la urbe romana fabricante de cristales para ventanas

Teatro romano de Segóbriga

Teatro romano de Segóbriga

Los restos de la ciudad romana de Segóbriga están en la provincia de Cuenca, muy cerca de la población de Saelices. Es un gran yacimiento arqueológico en el que, para el visitante, destacan sobre todo los restos del teatro y del anfiteatro. Segóbriga era rica porque aquí estaban los yacimientos de un tipo de cristal para las ventanas de las casas de la gente normal, la plebe. Además, fue una urbe enriquecida por las actividades agrícolas y ganaderas.

¿Por qué fue importante Segóbriga?

Restos de edificios de la antigua ciudad romana de Segóbriga

Restos de edificios de la antigua ciudad romana de Segóbriga

Este parque arqueológico romano se encuentra en un alto, el llamado Cerro de Cabeza del Griego. Es una zona con gran visibilidad y protegida por el río Gigüela, un afluente del Guadiana. Se entra por un camino que desemboca en un parking recogido donde puedes dejar tu coche. Junto a él, una pequeña construcción hace como de caseta para la taquilla y para una exposición en la que, mediante paneles y objetos sacados de las excavaciones, te explican la importancia del yacimiento y cómo era Segóbriga en tiempos romanos, a principios del siglo I a.C.

Cuando ves los planos de Segóbriga y las fotos aéreas de los paneles, lo primero que te preguntas es por qué esta ciudad llegó a ser tan importante como para tener un teatro, un anfiteatro, termas, basílica para impartir justicia, zonas de almacenes, un foro… De hecho, fue la urbe más próspera de la meseta sur de la Hispania romana.

Estela romana de Segóbriga

Estela romana de Segóbriga

Segóbriga tenía una extensión de más de diez hectáreas y tenía una situación estratégica, pues por aquí pasaban las vías que comunicaban el valle del Guadalquivir, Mérida y Toledo con Valencia y Cartagena, así que Segóbriga era un cruce de caminos. A ello se unían sus explotaciones agrícolas, sus rebaños y… una curiosidad importante: las minas de lapis specularis o yeso traslúcido, que servía como cristal para las ventanas de los ciudadanos de a pie y de ornamentación para las casas de los ricos durante fiestas y celebraciones varias.

Qué monumentos se visitan en Segóbriga

Columnas romanas de Segóbriga

Columnas romanas de Segóbriga

Tras ver la exposición y un audiovisual de unos 12 minutos que te cuenta cómo era la ciudad y hace una proyección de los edificios sobre las ruinas actuales, la visita ya se hace de manera individual.

Con el plano que te dan con la entrada, sigues un camino que, al cabo de unos 500 metros, te lleva hasta la entrada al núcleo urbano. A los lados del sendero se pueden ver tumbas, un tramo de acueducto, hay fuentes para que puedas beber (si vienes aquí en verano, no te olvides de la gorra, el protector solar y la botella de agua, sobre todo si te acompañan tus niños).

Teatro romano de Segóbriga

Escenario del teatro romano de Segóbriga

Escenario del teatro romano de Segóbriga

El teatro, semicircular, conserva una gran parte de sus gradas y el escenario. Si te sitúas en él y hablas, te darás cuenta de la buena acústica que tenía (y tiene). Mucho cuidado con subirte por lugares que no estén seguros (te dicen que lo veas todo desde fuera, sin acceder a las gradas), porque puede haber accidentes. Una estatua sin cabeza hace de maniquí perfecto para las fotos de todo el mundo (da mucho juego estéticamente).

Anfiteatro

Anfiteatro romano de Segóbriga

Anfiteatro romano de Segóbriga

Enfrente del teatro, el anfiteatro, con su pista de perímetro oval y que tenía cabida para 5.500 personas. Aquí tendrían lugar juegos de circo, con fieras, quizás también con gladiadores. Por esa pista se puede pasear y sentirse como un artista romano de los juegos.

Foro y otros edificios de la antigua ciudad romana

Foro romano de Segóbriga

Foro romano de Segóbriga

Si sigues camino arriba, accedes a otras zonas menos reconocibles (sabrás lo que son por el plano que te dan): los criptopórticos (seguramente zonas de almacenaje subterráneo con columnas y que recogían el agua de las cloacas), el foro, con los basamentos de sus edificios más importantes (templos, por ejemplo), las termas, la basílica en la que se impartía justicia…

Es un camino para hacer despacio, como un paseo. La visita dura unos 90 minutos, pero merece la pena tomarse el tiempo suficiente para entender lo que se está viendo, consultar en la audioguía los detalles y explicárselos a los niños.

Cómo visitar Segóbriga

Museo de Segóbriga

Museo de Segóbriga

Si visitas Segóbriga deprisa y corriendo, solo verás, en muchas de sus partes, restos de piedras milenarias que no sabrás interpretar. Por eso, si puedes, apúntate a alguna de las visitas guiadas que organizan en las mañanas de todos los fines de semana (donde te hablamos de horarios y tarifas, tienes un enlace a la web de este yacimiento arqueológico romano para que te puedas informar sobre esas visitas guiadas y sobre los talleres y actividades que organizan).

De vuelta a la entrada, acércate a los restos de una basílica visigoda que también se encuentra en los confines de estas ruinas romanas, aunque no pertenece a esa época, claro.

Fotos de las ruinas romanas de Segóbriga

Toda la historia de los edificios de Segóbriga la tienes en su guía por audio. Puedes acceder directamente desde aquí a la Audioguía sobre Segóbriga y escuchar en tu móvil todas las explicaciones. En la siguente galería de fotos te mostramos algunas imágenes de nuestra visita a Segóbriga:

Horarios y precios para ver Segóbriga

  • Horario de invierno (de 1 de octubre a 31 de marzo): de martes a domingo, de 10:00 a 18:00 h.
  • Horario de verano (de 1 de abril a 30 de septiembre): de martes a domingo, de 10:00 a 15:00 h y de 16:00 a 19:30 h.

Cierra los lunes, salvo festivos. También cierra el  de enero y los días 24, 25 y 31 de diciembre.

Precios de las entradas para visitar Segóbriga

  • Tarifa general: 6 euros.
  • Tarifa reducida: 3 euros.
  • Es gratis para niños menores de 8 años.
  • Acceso gratuito para visitas individuales, martes y viernes, de 16:00 a 18:00 h.

En la web de Segóbriga puedes acceder a más información, reservar visitas en grupo y consultar actividades y talleres para niños.

Dónde están los restos arqueológicos de Segóbriga

No está mal señalizada y, cuando vas por la carretera, la rotonda previa a la entrada tiene en su centro una estatua romana. Sin embargo, cuando pasas al lado, casi no la ves, porque no destaca en altura y hasta se te puede pasar inadvertida. Sigue los indicadores —y mira este mapa— para ubicar el Parque Arqueológico de Segóbriga con exactitud.

Categoría: Cuenca, Historia, Museos

Tu dirección de correo no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para proporcionarte una mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies