PlanesConHijos.com

Planes con niños: qué hacer y dónde ir en familia

PlanesConHijos.com - Planes con niños: qué hacer y dónde ir en familia

Excursión a la Cascada del Purgatorio (Rascafría)

La ruta a pie por la Cascada del Purgatorio es una ruta muy familiar

La ruta a pie por la Cascada del Purgatorio es una ruta muy familiar

Cerca de Madrid hay lugares preciosos para llevar a los chavales, hacer una ruta a pie disfrutando de la naturaleza y, de paso, que derrochen energía y vuelvan a casa con los nervios calmados. Hoy os mostramos uno de esos lugares llenos de encanto, al lado de un río… una maravilla para pasar un día en cualquier estación del año: la Cascada del Purgatorio, junto al pueblo de Rascafría. Nosotros la hicimos un domingo de enero, pero se puede disfrutar en cualquier momento del año (si vas en época calurosa, te puedes hasta bañar).

Ruta hasta la Cascada del Purgatorio

Primero hay que llegar a Rascafría, que está a unos 97 km de Madrid (se tarda una hora aproximadamente): hay que coger la A-1 (carretera de Burgos) y, en el kilómetro 69, tomar la desviación hacia Lozoya y Rascafría. Llegados a este último pueblo, nosotros nos paramos para tomar un café calentito antes de dirigirnos, saliendo del pueblo, hacia la zona de El Paular (donde hay un monasterio que se puede visitar haciendo una ruta mixta deportivo-cultural) y seguir las indicaciones de Parking de Las Presillas. Aparcamos allí y empezamos la ruta, que resulta fácil y es apta para niños pequeños; de hecho, nos cruzamos con varias familias e incluso con una pareja con un carrito de gemelos. Se sale del parking y se va subiendo sin pérdida posible, porque, cada vez que hay una bifurcación, está perfectamente señalizado el destino “Cascada del Purgatorio”.

Bien abrigados, los niños disfrutan del campo en invierno tanto como en verano

Bien abrigados, los niños disfrutan del campo en invierno tanto como en verano

Al poco de comenzar la subida te encuentras uno de esos pasos especiales para que el ganado no pueda atravesarlos (con barras cilíndricas en el suelo) que aprovechamos para explicar a los chicos cómo funcionan, que permiten mantener el ganado suelto por la dehesa sin riesgo de que se escapen y que los humanos tenemos que tener cuidado para no resbalar sobre ellos o pisar mal y torcernos un tobillo.

La ruta se puede hacer en realidad a ambos lados del arroyo Aguilón, que en la época en que hemos estado bajaba con bastante agua, con un sonido fresco que te acompaña. Si, al llegar a la primera bifurcación después del paso de ganado, te vas a la derecha, la ruta se aleja un poco de la corriente de agua, sube más y transcurre entre robles pequeños. Si, en cambio, te vas a la izquierda, va muy paralela al arroyo y la verdad es que resulta más agradable y bonita. En esa bifurcación existe un cartel indicador que sólo señala a la derecha, pero en el libro de rutas para familias que llevábamos nos decían que en época invernal es mejor irse a la izquierda. En nuestro caso, lo que hicimos al final fue subir por la derecha y bajar por la izquierda, así que pudimos comparar los dos caminos. Si hace mucho sol, en verano, subir por la derecha es garantía de sombra, mientras que en época de menor temperatura, ir junto al río, aunque no haya tantos árboles, es una bendición y relaja muchísimo.

A lo largo de esta ruta cruzaremos encantadores puentes de madera; a los niños les encanta...

A lo largo de esta ruta cruzaremos encantadores puentes de madera; a los niños les encanta…

Ya más arriba se llega a un puente y a un remanso del arroyo Aguilón donde los dos ramales se unen y donde nosotros nos paramos a comer los bocadillos que habíamos llevado en la mochila. Hay piedras grandes y redondas donde sentarse y contemplar el agua mientras los chavales saltan, tiran piedrecitas para hacer ondas, corren… No olvidéis llevaros una bolsa para los desperdicios, porque en ningún lugar hay papeleras: es una magnífica oportunidad para que los chicos aprendan que, cuando se sale al monte, deben dejarlo todo como estaba, sin ninguna huella de su paso.

Fotos: la Cascada del Purgatorio, con los niños

  • Paseando por la Cascada del Purgatorio con los niños
  • Paseando por la Cascada del Purgatorio con los niños
  • En nuestra ruta por la Cascada del Purgatorio los niño aprendieron a reconocer los hongos que pueblan los troncos de los árboles
  • La ruta a pie por la Cascada del Purgatorio pueden hacerla también niños pequeños
  • Los más pequeños descubren parcelas de la naturaleza en una ruta campestre: bichitos y plantas
  • Vistas de la Sierra desde la ruta a pie por la Cascada del Purgatorio
  • Líquenes y musgos pueblan las grandes rocas que encontramos en la ruta de la Cascada del Purgatorio
  • La ruta de la Cascada del Purgatorio tiene dos vertientes
  • En la ruta por la Cascada del Purgatorio se atraviesa un bosque de pequeños robles
  • Bien abrigados, los niños disfrutan del campo en invierno tanto como en verano
  • También en invierno, los pequeños pueden corretear y 'desestresarse' en una ruta a pie por el campo
  • A lo largo de esta ruta cruzaremos encantadores puentes de madera; a los niños les encanta...
  • Paseando por la Cascada del Purgatorio con los niños
  • Indicadores en la ruta de la Cascada del Purgatorio
  • Señal indicativa en la ruta de la Cascada del Purgatorio
  • Decálogo de comportamiento en el campo
  • Cartel indicativo del parking de Las Presillas
  • Llevar un pequeño mapa de la ruta siempre ayuda, sobre todo si se sale al campo con los niños
  • Indicaciones para pasear por la Cascada del Purgatorio
  • Arroyo Aguilón, en la Cascada del Purgatorio
  • Mapa de la ruta por la Cascada del Purgatorio
  • Área recreativa en la ruta de la Cascada del Purgatorio
  • Indicadores en la ruta de la Cascada del Purgatorio
  • La Sierra de Madrid nevada es otra de las invernales estampas de esta ruta
  • Paisaje de la ruta de la Cascada del Purgatorio
  • El río Aguilón atraviesa la ruta de la Cascada del Purgatorio
  • El ganado vacuno puebla los campos de la Sierra de Madrid
  • Pastos en la zona de la Cascada del Purgatorio
  • Arroyo Aguilón, en la Cascada del Purgatorio
  • Con un río cerca, los niños siempre tienen entretenimiento
  • Vista del río Aguilón, en la zona de la Cascada del Purgatorio
  • La ruta por la Cascada del Purgatorio incluye un paso para ganado vacuno
  • En invierno, ademñas de nieve, también podéis encontrar flores de temporada en la Cascada del Purgatorio
  • Los puentes sobre el arroyo ofrecen bonitas estampas en la Cascada del Purgatorio
  • Vista del Monasterio de El Paular
  • Junto al río Aguilón, los niños se acercan más a la naturaleza
  • La ruta a pie por la Cascada del Purgatorio es una ruta muy familiar
  • Los pequeños pueden hacer sus primeras fotos 'profesionales' en la Cascada del Purgatorio
  • La ruta a pie por la Cascada del Purgatorio pueden hacerla también niños pequeños
  • Paseando por la Cascada del Purgatorio con los niños

Desde este puente quedan unos 40 minutos hasta la Cascada del Purgatorio, que en realidad tiene dos partes: la baja, con un salto de unos 10 metros, y la alta, de unos 15. A la baja es fácil llegar, porque a la alta se llega por unas rocas que están a la izquierda del mirador y se llega en unos 10 minutos más. Nosotros, en esta ocasión, como íbamos con mi sobrino Pablo, de 5 años, y además íbamos en plan tranquilo, enseñándoles los musgos, los líquenes, buscando hojas y agallas de robles, chocando guijarros para que saltasen pequeñas chispas, descubriendo pájaros, descansando cada rato… en fin, que no llegamos hasta el final, aunque prometemos hacerlo en cuanto se nos presente la ocasión.

Resumen de la ruta a la Cascada del Purgatorio

  • Indicaciones para pasear por la Cascada del Purgatorio

    Indicaciones para pasear por la Cascada del Purgatorio

    Dónde aparcar: en el parking de Las Presillas o en el de El Paular, a la salida de Rascafría (en verano son de pago (5 euros al día), pero cuando fuimos no tuvimos que pagar nada)

  • Punto de partida: El camino que sale del parking de Las Presillas, primero asfaltado y luego ya de tierra.
  • Longitud: 12 km (nosotros sólo hicimos 8 y tardamos unas 3 horas)
  • Dificultad: baja. Ideal para familias con niños
  • Visitas complementarias: el pueblo de Rascafría (donde hay muchos lugares para comer o tomar el aperitivo o el café) y el monasterio de El Paular.
  • Más información de ésta y otras rutas en trotamontes.org.
  • Noelia comentó:

    Hola
    Respecto a la distancia de la ruta 8-12 km se refiere a ida y vuelta incluida o sólo ida?
    Y realmente cree que es factible hacer con niños con sillitas
    Muchas gracias

    • Reyes comentó:

      hola! Se refiere a ida y vuelta.
      Un saludo!

Tu dirección de correo no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para proporcionarte una mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies