PlanesConHijos.com

Planes con niños: qué hacer y dónde ir en familia

PlanesConHijos.com - Planes con niños: qué hacer y dónde ir en familia

Restaurante mexicano La Mordida (Madrid)

La MordidaHoy hemos estado en el restaurante La Mordida (comida mexicana), una cadena que en parte es propiedad de Joaquín Sabina. Celebrábamos el cumpleaños del abuelo, así que hemos ido con él y con la abuela (siete en total, cuatro adultos y los tres niños). Toda la cadena tiene un aspecto muy parecido: colorista, con las paredes cubiertas de fotos de famosos que han estado allí, con las mesas pintadas de tonos chillones y con dibujos relacionados con la cultura mexicana; nosotros hemos estado en el que está en la calle de Las Fuentes, una bocacalle de Arenal.

El personal que nos ha atendido ha sido muy amable y el servicio, muy rápido. Habíamos reservado por si acaso, pero, al llegar (14:30), sólo otras dos mesas estaban ocupadas (de todos modos el restaurante es pequeño y, quizás también por eso, muy acogedor). Hemos pedido las bebidas —en cinco minutos estaban sobre la mesa— y luego una mezcla de cosas para compartir (un poco al estilo de los restaurantes chinos, no un primero y luego un segundo).

Los nachos con guacamole eran excelentes, como el resto: fajitas de pollo, tacos al pastor (con carne de cerdo adobada cortada en tiras muy finas),  los quesos fundidos, la ensalada de nopalitos… De postre ya no podíamos más, pero aun así hemos compartido unos helados y también unas maravillosas crepas de chocolate (crepes bañados en una deliciosa salsa de chocolate y con una bola de helado de plátano). El café es de puchero y te lo traen en una jarra de barro (como las que solemos utilizar para la sangría, pero de boca más ancha) y  con jarritas pequeñas a modo de tazas. Tiene un sabor especial (cierto aroma de limón y canela) y es bastante fuerte.

Para ir con niños tiene varias ventajas: son muy amables, la decoración tan exótica y detallista permite entretenerles antes de que llegue la comida o cuando se ponen pesados porque se aburren. La comida no tiene apenas picante —salvo que lo pidas— y los críos comen bastante bien, no les resulta difícil. Además, si tus hijos son como los míos, que a  media comida ya quieren ir al servicio porque les da ganas de todo, tiene la ventaja adicional de que el cuarto de baño está impoluto.

  • Jose comentó:

    Podrá estar muy bien el restaurante, pero si el propietario es Joaquín Sabina, al que le encanta que Argentina nos haya robado REPSOL YPF, como que me voy a otro…

    • Isabel comentó:

      Hola, Jose: sí, es una razón para no ir, el boicot está permitido e incluso aconsejado en algunas ocasiones (nosotros boicoteamos todos los productos de la multinacional que hundió la fábrica de Fontaneda, aunque conservara la marca para aprovecharse de la confianza que tenía el consumidor en ella). A mí Sabina, ni fu ni fa, la verdad, aunque algunas de sus canciones me parecen geniales. Ya se sabe que las creaciones te pueden encantar, pero el creador te puede repeler profundamente…
      La gente que trabaja en La mordida es amable y servicial, bromean contigo, aceptan a los niños y no les importa recoger tres veces una Fanta que han volcado en la mesa… Eso es lo que hemos valorado. Pero sí, lo que dices tiene todo el sentido y la coherencia del mundo. Saludos y muchas gracias por tu comentario.

Tu dirección de correo no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para proporcionarte una mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies