PlanesConHijos.com

Planes con niños: qué hacer y dónde ir en familia

PlanesConHijos.com - Planes con niños: qué hacer y dónde ir en familia

20 ríos para cruzar con peques

Los ríos y sus entornos son lugares mágicos para los peuqes... en cualquier época del año
Los ríos y sus entornos son lugares mágicos para los peuqes… en cualquier época del año

Los ríos, como las torres, como los castillos… tienen un atractivo especial para los peques. Quizá sea porque cerca de un río siempre está pasando algo… el agua corre y la fauna y la flora son siempre diferentes a lo que estamos acostumbrados a ver en los parques y jardines de la ciudad… los que somos de ciudad.

Durante los meses de confinamiento por la crisis del coronavirus en primavera, los entornos naturales tuvieron la oportunidad de recuperar parte de su impulso salvaje, por lo que en estos meses posteriores, organizar una ruta con peques para disfrutar, aunque sea por unas horas, de esos entornos asalvajados resulta muy buena idea… en tiempos de coronavirus 🙂 Si quieres completar esa excursión, te recomendamos una excursión a un río… a uno de estos 20 ríos para visitar con los peques 😉 con toda la prudencia para evitar aglomeraciones, ya sabes…

Viaje al nacimiento del río Ebro

Nacimiento del Ebro
Nacimiento del Ebro

Cuando éramos pequeños, en el colegio nos hacían repetir como una cantinela aquello de “el Ebro nace en Fontibre, cerca de Reinosa”. Es uno de nuestros grandes cursos de agua, lleno de tradiciones y ligado a la Virgen del Pilar, así que hemos decidido hacer con los chicos un viaje para conocer el nacimiento del río Ebro.

El Duero, por Playa Pita

Vista genral de la Playa Pita, en Soria
Vista genral de la Playa Pita, en Soria

En Soria, muy cerca de la Laguna Negra, se encuentra en embalse de Cuerda del Pozo. En una de sus orillas existe desde hace años un lugar fantástico para divertirse como si uno estuviera en el mar: la Playa Pita, llena de propuestas divertidas en la que una familia con niños se lo puede pasar divinamente. Te recomendamos su visita, aunque sólo sea para hacer fotos, porque es un lugar sorprendente 😉

El arroyo Aguilón y su Cascada del Purgatorio

Arroyo Aguilón, en la Cascada del Purgatorio
Arroyo Aguilón, en la Cascada del Purgatorio

En una ruta hacia la Cascada del Purgatorio podemos recorrer ambos lados del arroyo Aguilón. Si, al llegar a la primera bifurcación después del paso de ganado, te vas a la derecha, la ruta se aleja un poco de la corriente de agua, sube más y transcurre entre robles pequeños. Si, en cambio, te vas a la izquierda, va muy paralela al arroyo y la verdad es que resulta más agradable y bonita. Puedes subir por la derecha y bajar por la izquierda, así que podrás comparar los dos caminos. Si hace mucho sol y calor, os recomendamos subir por la derecha, mientras que en época de menor temperatura, os recomendamos ir junto al río, aunque no haya tantos árboles, porque relaja muchísimo.

El río Najerilla y su anfitriona: Nájera

Río Najerilla
Río Najerilla

Cuando llegas a Nájera, en La Rioja, te llama la atención la alta pared rojiza, como una gran peña, que la protege. Es una pequeña ciudad bañada por el río Najerilla y atravesada por el Camino de Santiago. Su riqueza actual es la industria del mueble y la agricultura. Y el turismo, claro, gracias a los monumentos que ha heredado de su larga historia.

El Duratón, en canoa

Entorno de las hoces del río Duratón
Entorno de las hoces del río Duratón

Las Hoces del Río Duratón son un paisaje natural lleno de atractivo, ya que el río ha formado un cañón por el que transcurre y en cuyas paredes anidan los buitres. Alrededor de este atractivo geológico han surgido empresas que organizan recorridos en canoas por las hoces, con un guía y todas las medidas de seguridad. Nosotros fuimos con los niños y hace unos años y volvimos encantados…

El río Valira por Andorra la Vella

Paseos junto al río Valira, en Andorra la Vella
Paseos junto al río Valira, en Andorra la Vella

El río Valira atraviesa Andorra la Vella. Es un río con abundante agua, la mayor parte del año. Sus márgenes se han acondicionado con espacios para el paseo bajo las ramas de cerezos, que en primavera (cuando estuvimos nosotros) estaban preciosos y llenos de flores. Andorra la Vella y Andorra tienen muchos más atractivos, pero su río, sin duda, es un imprescindible…

El río Cofio por un Puente Romano

Entorno del Puente Romano de Valdemaqueda
Entorno del Puente Romano de Valdemaqueda, sobre el río Cofio

Sobre el río Cofio se levanta este puente romano que, en realidad, es muy posible que no lo sea. En su construcción, con 4 arcos u ojos, se utilizan piedras regulares (sillares) y mortero (una especie de hormigón), lo que parece indicar que lo construyeron los romanos, porque así construían ellos. Sin embargo, hay documentos que lo citan como un paso necesario para que los materiales de construcción de El Escorial llegaran a la obra, lo que lo fecharía en el siglo XVI. Sea cual sea su origen, este puente de Valdemaqueda es una preciosidad, sobre el cauce no muy hondo del río, jalonado de piedras.

El Ebro, en Orbaneja del Castillo

Orbaneja del Castillo
Orbaneja del Castillo

A Orbaneja del Castillo por una carreterita serpenteante que ondula entre un verdor que no parece típico de una comarca que se llama El Páramo. Es un milagro del Ebro y de las capas de agua freática, que se filtran horadando las rocas y que vuelven a surgir en forma de manantiales. Ese es el origen justamente de la sorprendente corriente de agua que nace en la zona superior del pueblo y que se precipita cuesta abajo hasta llegar al Ebro.

La ría del Nervión y sus puentes

Vista de la ría del Nervión, en Bilbao
Vista de la ría del Nervión, en Bilbao

Desde que se construyó el Guggenheim, la ría, antes un foco industrial, pasó a ser parte de la belleza indiscutible del nuevo Bilbao. Pasear por sus márgenes es un placer del que una familia sabrá sacar provecho. No importa dónde se empiece el recorrido: puede ser desde el Guggenheim, finalizada su visita, yendo poco a poco; puede ser desde cualquier otro lugar, pero siempre dejando que el tiempo pase despacio. Sólo hay que observar, mirar y admirar, consultar una guía si uno quiere saber más de alguno en particular…. Dejaos llevar ?

El río Piedra y sus maravillosas cascadas

Monasterio de Piedra, en Zaragoza
Monasterio de Piedra, en Zaragoza

El Monasterio de Piedra es paraje natural y cultural estupendo para ir con niños, especialmente en primavera, cuando el deshielo y las lluvias del invierno han llenado los cursos naturales del agua del río Piedra. Se encuentra en la provincia de Zaragoza. Se llega tomando la desviación a Alhama de Aragón y Nuévalos (el pueblecito a cuyas afueras se encuentra este enclave natural y artístico). Nosotros fuimos en pleno agosto y la visita fue una delicia. Hay mucha vegetación, sombra, frescor que te hace apetecible el paseo y… mucha agua por todas partes.

El Guadiana, el Cigüela, y sus Tablas de Daimiel

Ruta con niños por las Tablas de Daimiel
Ruta con niños por las Tablas de Daimiel

Las Tablas de Daimiel, en la provincia de Ciudad Real, son un humedal fluvial producido cuando las aguas del Guadiana y de su afluente el Gigüela se unen en un lugar muy llano donde también hay –había– una abundante capa freática. Eso provocaba un encharcamiento de la zona (como una marisma, pero de agua dulce, claro) idóneo para que crezcan plantas de ribera y aniden multitud de aves, además de servir de refugio temporal a las migratorias de paso en sus viajes entre Europa y África.

El río Alberche y el Perales y su preciosa playa

Playa fluvial del río Alberche
Playa fluvial del río Alberche

En el término municipal de Aldea del Fresno, en Madrid, se unen el río Alberche y su afluente, el río Perales. En ese punto de unión se forma el suficiente caudal de agua como para poder bañarse, aunque no cubre del todo en ningún punto, lo que hace de la playa del Alberche un lugar de baño seguro (aunque a los niños siempre hay que mantenerlos vigilados, ya sabéis)…

El Lozoya… desde Buitrago

Buitrago de Lozoya: Puente del Arrabal
Buitrago de Lozoya: Puente del Arrabal

Aunque seguramente hubo aquí algún tipo de enclave celtíbero que luego conquistaron los romanos y más tarde ocuparon los musulmanes, los únicos restos realmente históricos encontrados en Buitrago son ya del siglo XI, en la Edad Media. Fue entonces cuando el rey Alfonso VI le concede un escudo con un toro, una encina y el lema “Ad alenda pecora” (“para el sustento del ganado”), que nos habla de su economía ganadera principal. La familia noble de los Mendoza dominaría, con el título de Marqués de Santillana, el señorío de Buitrago, que empieza a crecer y a convertirse también en un punto estratégico, lo que explica la construcción de sus murallas, defendidas además por el río Lozoya

Una piscifactoría en el río Jerte

Instalaciones de la piscifactoría de truchas del Valle del Jerte
Instalaciones de la piscifactoría de truchas del Valle del Jerte

A unos 2,5 km del centro de Jerte, remontando el río Jerte del otro lado de la carretera principal, tras atravesar el parque Nogalón con sus zonas de picnic, llegarás a un tranquilo paraje en el que se lucha por la pervivencia de la trucha en el río. Tendrás que seguir unos paneles de madera al borde de la carretera con la indicación “reproducción de salmónidos” (ése es el emplazamiento de esta piscifactoría en el Valle del Jerte). Llegar allí es fácil, no te cansas y la pequeña caminata se convierte en un agradable ruta a pie, rodeado de los cerezos..

Paseo en barco por el Guadalquivir

Torre del Oro de Sevilla, desde el río Guadalquivir
Torre del Oro de Sevilla, desde el río Guadalquivir

En casi todas las ciudades turísticas hay ya empresas que ofrecen viajes en autobús descubierto para ver en un par de horas los monumentos más importantes. Pero no todas las ciudades tienen, como Sevilla, un río majestuoso como el Guadalquivir por el que poder navegar y contemplar los lugares interesantes que se alzan en sus márgenes.

El Duero y sus Arribes, en barco

Arribes del Duero
Arribes del Duero

El río Duero actúa de frontera natural entre España y Portugal a lo largo de 120 km, en los que discurre encajonado entre enormes bloques de granito. En ese tramo, sus aguas son internacionales. Incluyendo sus riberas y los territorios aledaños, este paisaje –que ya es reserva de la biosfera– ocupa más de 190.000 hectáreas, repartidas entre los dos países y que, en cada uno, reciben nombres diferentes. El Parque Natural de las Arribes del Duero se llama así en España; en la parte portuguesa es conocido como Parque Natural del Duero Internacional.

El Turia, desde su antiguo cauce

Jardín del Turia (parte antigua): Puente del Mar
Jardín del Turia (parte antigua): Puente del Mar

El Jardín del Turia (conocido en Valencia como «el río» o el «antiguo cauce») es el jardín urbano más grande de Europa (8 km de longitud y más de 1 millón de metros cuadrados de superficie) y atraviesa la ciudad, porque ocupa el antiguo cauce del río Turia (de ahí su nombre). Por eso lo tendrás cerca, estés donde estés en la ciudad de Valencia.

El Canal de Castilla

El Canal de Castilla se puede recorrer en barco
El Canal de Castilla se puede recorrer en barco

No es, propiamente, un río… pero se parece mucho 🙂 El Canal de Castilla tiene múltiples formas de visitarse, ya que constituye un marco estupendo para todo tipo de actividades de turismo activo. Su historia es interesante, su entorno permite paseos, picnics, excursiones en bicicleta… hasta un viaje en barco disfrutando del frescor de sus márgenes.

El río Liffey, en Dublín

Puente del Milenio, en Dublín
Puente del Milenio, en Dublín

El río Liffey parte Dublín en dos áreas, una al norte y otra al sur, ya que recorre la ciudad de oeste a este. Nace en las montañas de Wiklow y, 125 km después, desemboca en el mar de Irlanda a través de la bahía de Dublín. Acostumbrados al Manzanares, a nosotros que vivimos en Madrid nos parece un río grande y, cuando vamos a Dublín, nos gusta pasear por sus orillas y cruzar sus puentes 😉

El río Ródano desde el puente de Avignon

Puente de Avignon
Puente de Avignon

Existe una leyenda sobre la construcción del puente de Avignon sobre el Ródano, que, por cierto, se llama Puente de Saint Bénezet. Dice que un pastor con ese nombre fue enviado por Dios para construir un puente que uniese las dos orillas del Ródano. Él cogió una gran piedra y la lanzó al río: ésa fue la primera piedra del puente… La Historia, sin embargo, nos dice que en este lugar hubo un puente de madera que en el siglo XII fue sutituido por uno de piedra, que, cuando las crecidas del Ródano eran muy fuertes, era derrumbado por el agua. En el siglo XVII decidieron no reconstruirlo más y por eso se quedó como hoy está; no es un puente inacabado, sino parcialmente destruido.

Tu dirección de correo no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para proporcionarte una mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies