PlanesConHijos.com

Planes con niños: qué hacer y dónde ir en familia

PlanesConHijos.com - Planes con niños: qué hacer y dónde ir en familia

Cómo confeccionar un libro casero

Actividad para el Día del Libro: ¡presentamos nuestro libro casero!
Actividad para el Día del Libro: ¡presentamos nuestro libro casero!

Cuando se acerca el Día del Libro todas pensamos en cómo vamos a celebrarlo, ¿verdad? En circunstancias «normales», quizá pensemos en viajar a algún lugar relacionado con escritores famosos, participar en la lectura colectiva del Quijote, o visitar todo un pueblo dedicado a los libros 😉 Sin embargo, en esta crisis del coronavirus en la que debemos permanecer en casa todo el tiempo posible, y con las vacaciones de primavera por medio, tenemos que idear otras formas de celebrar…

En otros artículos os hemos propuesto contar vuestra historia o vuestras historias del confinamiento con un vídeo musical, un mural familiar o una ruta de selfies, y hoy le toca el turno a los libros 🙂

Esta actividad consiste no sólo en escribir sino en confeccionar un libro físico, con todos sus elementos, para que todos podamos manipularlo y leerlo. Y aquí te damos la «receta».

Materiales para confeccionar un libro casero

Los materiales imprescindibles para compoer el libro serán:

  • Papel (varias hojas)
  • Cartulina o cartón
  • Grapas, cordel o pegamento
  • Tijeras, regla, cinta adhesiva, pinturas, rotuladores, fieltro…

Dependiendo del diseño de la portada del libro querrás usar unos materiales u otros, ¡usa todo lo que se te ocurra! En el siguiente vídeo compartimos una técnica muy sencilla para montar un libro muy sencillo:

Una vez confeccionado el libro hay que darle un sentido… Si confeccionáis un libro en blanco podréis usarlo como diario (por ejemplo), pero si queréis hacer un libro escrito o un cómic, los peques deberán llenar las páginas antes de montar el libro, porque las hojas sueltas serán más manejables y más fáciles de corregir o sustituir, en caso de accidente 😀

Contar una historia

El contenido de nuestro libro tiene que ser acorde con la edad de cada peque; lo importante, al final, es que cada peque pueda expresarse «escribiendo» su propio libro, pero no es necesario que sea un libro narrativo: puede ser un álbum de dibujos, de pasatiempos, de letras, de números, de recuerdos, de recetas de cocina

No obstante, compartimos un vídeo en el que puedes encontrar algunas ideas para iniciar a los peques en la escritura:

Contemos la historia que contemos, para confeccionar el libro tendremos que establecer el diseño de la edición: (tamaño folio o medio folio, o formato «mini», por ejemplo), de forma que podamos contar la historia con la «plantilla» del libro que escojamos.

Si escogemos el medio folio, por ejemplo, habrá que doblar los folios, presentarlos tal y como vayamos a montar las páginas en la composición del libro, y numerar las páginas para contar la historia en el orden adecuado. Si el tamaño que escogemos es el folio entero podremos hacer la misma operación uniendo previamente los folios por el borde con cinta adhesiva, o buscar una técnica de encuadernación de hojas sueltas, como la que os mostramos en el siguiente vídeo:

Una vez hayas presentado todas las páginas del libro y las hayas numerado, hay que llenar de contenidos las páginas siguiendo el orden de la numeración. Además de la redacción podremos ilustrar todas o algunas páginas y adornar los bordes, por ejemplo, con florituras, como en los libros antiguos 🙂 En el texto podremos contar una historia o plasmar pensamientos o ideas… sin más.

Para los más atrevidos, os proponemos escribir y dibujar un cómic, caricaturizando a «personajes» conocidos de la familia o inventándoos personajes nuevos, escenas y situaciones que habrá que dibujar y acompañar de los típicos bocadillos, tanto para los diálogos entre los diferentes personajes como para las reflexiones de cada personaje.

La encuadernación

La encuadernación en sí misma ya es toda una actividad. Como os decíamos al principio, cualquier cualquier elemento vale para decorar la portada de nuestro libro, y en Internet puedes encontrar multitud de tutoriales para encuadernar utlizando diferentes materiales y técnicas.

Lo importante es que cada peque decore las tapas de su libro como quiera por fuera, y que incluya todos los elementos de un libro de verdad, para que el conjunto sea de lo más auténtico: créditos de la edición, fecha, mini-biografía del autor o autora, índice o código de barras 😀 Para saber qué hay que poner en las portadas o en las tapas del libro podemos fijarnos en un libro del cole o en un cómic.

En este caso, compartimos un vídeo en el que se muestra una encuadernación casera con un resultado muy aparente:

En la cubierta o tapas del libro puedes jugar con todos los materiales que se te ocurra: telas, figuras de origami, cintas de colores, macarrones, hojas secas, fotos, o, simplemente, pinturas o rotuladores, ¡deja volar la creatividad!

Tu dirección de correo no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para proporcionarte una mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando tu consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pincha el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies